OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD

Pobres: Lo que yo escuché

Este último día de octubre no pasará a la historia. En el Parlamento canario volvían a tratar un asunto candente: La pobreza. Poco más de dos horas y solo palabras. Todo a raíz de un último informe -con datos de 2015 o 2016- que pinta la cosa bastante fea, bueno, tal y como es o está. Sus señorías contaban números y dibujaban realidades, unos mejor que otros. Al final: nada. Lo cierto es que el pleno monográfico solo contenía comparecencias, es decir, los grupos piden información y el Gobierno responde ante este mecanismo de control. Aquí no hay oportunidad de aprobar propuestas, proposiciones o leyes. Y así es complicado, aunque bien podrían haberse tranzado propuestas, que pudieran cristalizar en un anuncio comprometedor del Ejecutivo. Pero para que pudiera ocurrir eso debió haber previamente un trabajo de los grupos de diálogo, discusión y buena predisposición. Así que nadie concluyó nada, nadie anunció nada de enjundia. Quizá lo peor es que tal vez sea mejor así, ¿para qué nuevos anuncios, para qué nuevas propuestas que ya nadie se cree ni cumple? Ya nadie les espera, si aprueban o hacen algo ya veremos… Pero aquí no todos tienen la misma responsabilidad. Los que gobiernan, en plural, son responsables de ese 44 por ciento de riesgo de exclusión, que de ser cierto y no hay por qué dudarlo, es lamentable. Casi tanto como que en Canarias pocos salgan a la calle a denunciar. Y pocos se explican cómo no hay más disturbios y conflictividad social. Seguimos dormidos o simplemente hemos dejado caer los brazos, no podemos luchar más, agotados irremediablemente. También son culpables muchos (agentes económicos y sociales) que no estaban en el pleno. Del Gobierno dos ideas para reflexionar: El dinero es insuficiente y pensamos aumentarlo; y todo está mejor de lo que estaba. Una sociedad decente debería exigir más. Y en la oposición, la felicidad o la infelicidad, según se vea, va por barrios. La diagnosis acertada, pero las propuestas escasas y algunas vagas, mucho. También hubo para quien aprovechó para defender la ley canaria del suelo o la reforma laboral. Yendo a lo concreto, pidieron un plan de choque para erradicar la pobreza, más dinero, mejor gestión y apareció la renta mínima (ojalá este último punto cogiera fuerza porque sería un instrumento atinado para redistribuir la riqueza). También aparecieron esa idea de la Canarias a dos velocidades, los reproches, las mentiras… Y en este batiburrillo solo pierden unos, los de siempre: nosotros los pobres.

Anuncios
Estándar
OPINIÓN, SOCIEDAD, TERTULIA

Hiperlocal

De los grandes temas nacionales e internacionales, hemos pasado a un tratamiento más de bisturí, más hiperlocal, más cercano. Así el pasado 21 de julio abordamos en la tertulia del programa «Un día +» de El Día Televisión desde los problemas por la presencia de ratas en un edificio abandonado, las medidas de seguridad en las romerías de verano o la lucha de los ganaderos dedicados al sector lácteo. No nos olvidamos de los dependientes.

Tertulia.

Estándar
OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD, TERTULIA

Apagón

A pesar de los reiterados cortes de luz, en la tertulia del programa «Un día +» de El Día Televisión del pasado 30 de junio nos dio tiempo de hablar y de analizar aspectos relacionados con la política -el nuevo panorama del PP en las Islas-, el intrusismo laboral en la sanidad y el nuevo marco de las asociaciones de vecinos. Un espacio tan completo como entretenido.

Tertulia.

Estándar
OPINIÓN, SOCIEDAD, TERTULIA

Nos vamos de oposiciones

Unas dieciocho mil personas de las más de cuarenta mil inscritas se presentaron recientemente a los exámenes de una oposición impulsada por la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias. Las dudas vertidas acerca de este proceso selectivo y, también, la propuesta planteada para que se active una tarifa plana de unos treinta euros para viajar entre las islas del archipiélago fueron los temas abordados en la tertulia del programa «Un día +» de El Día Televisión.

Tertulia.

Nota: El programa fue emitido el pasado 19 de mayo de 2016 y la tertulia comienza a partir de los 14’ 50”.

Estándar
OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD, TERTULIA

Asómate a la ventana

¿Hemos salido ya de la crisis? Para responder basta con asomarse a la ventana. En Canarias, la tasa de riesgo de pobreza es del 27,6% y hay más de 102.000 hogares con todos sus miembros en paro. La tasa paro juvenil es del 48,8% y del 27,79% para los mayores de 55 años. El 51,2% de los desempleados casi 125.000 ciudadanos no tienen prestación o subsidio. Sobre estas cuestiones y también acerca de las próximas elecciones generales de junio y de la confluencia Podemos-Izquierda Unida hablamos en la tertulia del programa «Un día +» de El Día Televisión.

Tertulia.

El programa fue emitido el pasado 5 de mayo de 2016.

Estándar
ECONOMÍA, OPINIÓN, SOCIEDAD, TERTULIA

De las pensiones y las políticas alternativas

¿Son los pensionistas un estorbo para la sociedad? ¿El actual sistema de la seguridad social es sostenible? ¿Deben ir juntos a las próximas elecciones generales Podemos e Izquierda Unida-Unidad Popular? Estas y otras cuestiones aborda Pedro Montes Fernández, presidente de Socialismo 21 y economista de reconocido prestigio durante la tertulia del programa «Un día +» de El Día Televisión.

Tertulia.

El programa fue emitido el pasado 21 de abril de 2016.

Estándar
ELBLOGOFEROZ, OPINIÓN, SOCIEDAD

Demasiado ruido

«Porque todos los finales son el mismo repetido. Y con tanto ruido no escucharon el final». Estos días he recordado insistentemente estos versos del poeta Joaquín Sabina al tiempo que me entristecía saber que la explicación oficial que se ha dado a la muerte de una joven en Gran Canaria haya sido el exceso de ruido. La mente tiene mecanismos extraños para defenderse de la inhóspita realidad. Será la judicatura la que ahora se encargará de dirimir responsabilidades y actuar en consecuencia. A la familia, que ha pedido respeto, le toca sobrevivir cargando con todo lo ocurrido.

Independientemente de lo acaecido, es altamente preocupante la incapacidad que tenemos como seres en sociedad de solucionar problemas sin llegar a las manos. Algunos ponen el punto de mira en la educación, en los colegios, pero en esto también tienen que ver y decir las familias, y todos los que vivimos en comunidad. Cuando un adulto -o un menor- no tiene herramientas suficientes para resolver una situación y recurre a la violencia como única respuesta es síntoma de que algo ciertamente falla.

Asimismo me he preguntado por lo que pasa con el ruido. El Gobierno de Canarias alertaba en 2010 de que cerca de 70.000 personas residentes en las Islas estaban afectadas por los niveles de ruido de carretera. Fundamentalmente en las autopistas GC-1 y TF-5. Y esto tiene consecuencias directas sobre la salud: pérdida de audición, perturbación del sueño o estrés.

Esta cuestión no es en absoluto baladí. Las autoridades sanitarias hablan de auténtico «peligro para la salud» esta sobreexposición al ruido. Un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Comisión Europea (CE) alerta de que si se suma el impacto sobre los habitantes de la Unión (340 millones), se pierde un millón de años de vida saludable cada año. Por su parte, la Agencia Europea de Medioambiente estima que más de 125 millones de europeos soportan niveles de ruido excesivos y cifra en unas 10.000 muertes prematuras anuales atribuibles al ruido.

Hace unas semanas la Viceconsejería de Medio Ambiente anunció que está ultimando el Plan de Acción de Contaminación Acústica de Canarias, que en cumplimiento de la Ley del Ruido y el reglamento de desarrollo, deberá aplicarse hasta el año 2017. Tal vez vayan justos de tiempo… El documento tendrá en cuenta los 950,77 kilómetros de carreteras catalogados como «puntos negros» en cuanto a contaminación acústica se refiere. Como era de esperar, solo se salvan las islas de La Gomera y El Hierro.

Pero también es necesario estudiar lo que sucede en dentro de las grandes ciudades. Los ayuntamientos deberían tomar nota de los mandatos constitucionales de proteger la salud y el medio ambiente, artículos 43 y 45; y combatir seriamente los ruidos no deseados provenientes del tráfico rodado o de las actividades industriales. Y es que, aunque tengan «peor prensa» los botellones y los locales de ocio nocturno, existen informes que subrayan que el principal origen del ruido en las ciudades es el tráfico por carretera. Y es que el ruido es muy distinto a la música, que sí debería poblar más nuestras ciudades. Nos hemos mal acostumbrado a convivir con los ecos malsanos de los coches, máquinas eléctricas y gritos, sin darnos cuenta de lo que perjudican a nuestra salud. Tal vez aún estemos a tiempo de darle otra oportunidad al silencio…

Este artículo ha sido publicado en El Blogoferoz.

Estándar